Compuestos de panal — Aeroespacial & Marítimo

Compuesto alveolar más liviano y resistente

Los compuestos alveolares de DuPont™ Nomex® y Kevlar® y la fibra de DuPont™ Kevlar® en otras formas ayudan a proporcionar resistencia liviana, rigidez, dureza, resistencia a la corrosión y otros atributos, lo que brinda un valor de uso alto a las industrias como transporte masivo, construcción y transporte marítimo.

Durante más de 30 años, la industria del transporte ha aprovechado el compuesto alveolar hecho con DuPont™ Nomex® por su relación peso-resistencia, que ayuda a brindar beneficios rentables fundamentales, como ahorro de energía y aumentos en la carga útil. Las estructuras de láminas rígidas y delgadas de Nomex® se utilizan para ayudar a fabricar el compuesto alveolar en sándwich resistente pero liviano que se encuentra en las partes de aeronaves como el revestimiento del piso, las paredes interiores, los recipientes de almacenamiento, las góndolas de los motores y las hélices y el ensamblaje de la cola de los helicópteros. Los compuestos alveolares Nomex® también se utilizan en la construcción de botes para ayudar a proporcionar la flotabilidad que aumenta la velocidad.

Los compuestos alveolares hechos con DuPont™ Kevlar® entraron al mercado hace alrededor de 15 años, y demostraron ser la solución más eficaz de ahorro de peso para la industria aeroespacial debido a una resistencia y rigidez específicas incluso más altas que las soluciones DuPont™ Nomex®.

 

Los compuestos para la construcción ayudan a reforzar las estructuras de concreto.

 

DuPont™ Kevlar® brinda rendimiento y valor a los clientes de la industria de compuestos para la construcción al ayudar a ofrecer mejores propiedades de elongación. Kevlar® ayuda a contener las grietas en estructuras causadas por errores en la construcción cuando ocurren desastres naturales.

 

Compuestos marítimos

 

Kevlar® en compuestos marítimos ayuda a brindar un equilibrio ideal entre las propiedades de fortaleza, rigidez y ligereza para muchas de las aplicaciones marítimas. En los botes de patrulla y servicio, se pueden alcanzar velocidades más altas al aumentar la potencia del motor, pero esta opción tiene el potencial de tener un costo prohibitivo. Otra forma es reducir el peso al incorporar un refuerzo de fibra Kevlar® en las construcciones laminadas existentes o en diseños nuevos. La fibra Kevlar® puede ayudar a que los cascos reforzados sean más livianos y, a la vez, más fuertes y tolerantes a los daños, y tengan un rendimiento mejor bajo carga de fatiga hidrodinámica.

Tanto las fibras de aramida Dupont™ Kevlar® como las fibras resistentes a las llamas Dupont™ Nomex® han demostrado ser muy adecuadas para la fabricación de cascos, superestructuras, mamparos y muebles fuertes y duraderos. En los yates de lujo y embarcaciones grandes de 96 pies (29,26 m) de largo o más, el peso del casco y la superestructura es menor en proporción al peso total que en las lanchas patrulleras o de servicio. Los barcos más grandes igual deben construirse con el menor peso posible o dentro de ciertos límites de peso. En este caso, no obstante, las reducciones de peso generalmente se realizan para lograr aumentos de velocidad o para compensar el peso ahorrado para una mejor economía de combustible con una mayor carga útil o para llevar más accesorios.

El uso de Kevlar® en embarcaciones de recreación y para maxis, veleros y barcos de motor de competencia ha obtenido un reconocimiento amplio en el mundo de la competencia. Los veleros (maxis) para participar en eventos prestigiosos como la Copa América, el Globe Challenge y la Whitbread Cup, al igual que muchos barcos de motor campeones del mundo en el extranjero, han atribuido su éxito a la utilización de fibras Kevlar® y Nomex® en la construcción de cascos y superestructuras (incluida Kevlar® en las velas). Si la velocidad es el criterio principal para utilizar materiales compuestos avanzados, la resistencia a condiciones duras queda en segundo lugar.